Algunas claves sobre las mejores aceleradoras de Nueva York

Sala de espera en Entrepreneurs Roundtable Accelerator New York

Sala de espera en Entrepreneurs Roundtable Accelerator New York

Teníamos dos opciones con aquella empresa francesa: la bancarrota o despedir al 20% de la plantilla para intentar salvarla. La ley en Francia nos obligaba a despedir primero a los empleados más nuevos. ¿Qué íbamos a hacer? ¿Intentar reflotar una compañía y dejar en ella a personas que no nos servían para nuestro plan porque lo dice una ley? Optamos por la bancarrota. Después la volvimos a fundar con la gente más nueva…“. Charles Kemper es uno de los directores de Entrepreneurs Roundtable Accelerator en Nueva York. Tiene tras de sí una larga trayectoria en el mundo de las startups, por ello tiene muy claro un factor indispensable para conseguir el éxito en estas empresas: “Tener la flexibilidad suficiente para contratar, despedir, contratar, despedir…”.

Al entrar en la sede de ERA NY uno tiene la sensación de haberlo visto todo antes. Mucho color, una cocina bien equipada, chavales con zapatillas deportivas y, por supuesto, una mesa de ping pong. “Jeremy es un gran jugador -en referencia a J. Harper, analista senior de inversiones- así que nadie en la oficina es capaz de ganarle”, comenta Kemper entre risas mientras describe el ambiente que reina en la aceleradora y acaricia el grifo del tirador de cerveza que tienen en una cocina en la que se invierten los porcentajes habituales en cuanto a género…

Un 80% de los emprendedores son hombres. Mucho programador e ingeniero. Mucho geek y, sobre todo, mucho talento es lo que define a los integrantes de esta aceleradora”, explica. Y debe tener razón, ya que cada año aplican más de 1.000 jóvenes para entrar en sus dos programas de aceleración de 4 meses. ERA NY solo elige a 10, de las cuales solo dos las encuadran en las denominadas “apuestas”. Las otras ocho deben cumplir con una serie de requisitos: producto ya lanzado, con cierta tracción, un equipo compensado y con ingeniero a bordo. Si está ingresando ya dinero, mejor. No piden que ninguna de las cifras sean desorbitadas (como sí ocurre habitualmente en el ecosistema español). Quieren ver que el proyecto puede sacar partido de su red de mentores.

Precisamente esa red es uno de los mayores logros que se lleva consigo el emprendedor. “Son contactos para toda la vida y son muy buenos”, dice Kemper.

Oficinas de TechStars en NYC

Oficinas de TechStars en NYC

Junto a TechStars, ERA NY es una de las mejores incubadoras de Nueva York, sin embargo, el director cree que no hay grandes diferencias entre las aceleradores y los inversores en capital riesgo. “Uno firma cheques y el otro también; ambos quieren ganar dinero y su red de contactos es muy buena. Por supuesto que hay algunas aceleradoras que son muy malas y de las que hay que huir porque no tienen estructura, pero entre las principales no hay diferencias”, comenta.

Como otras incubadoras y aceleradoras, ERA NY pone toda la carne en el asador para convertir su aportación inicial –40.000 dólares por un 8% de la compañía– en un triunfo. “Nosotros solo ganamos dinero si vosotros vendéis así que os puedo asegurar que hacemos lo posible para que vosotros crezcáis, vendáis y lo hagáis todo muy bien”, argumenta Kemper mientras explica a los emprendedores las bases de su empresa.

Las cifras de este tipo de entidades no dejan lugar a dudas sobre la calidad de su maquinaria. TechStars tiene tras de sí un éxito que abruma. El 90% de sus apuestas han funcionado en los últimos años. Por “funcionado” entendemos que las empresas que un día incubaron siguen activas o han sido vendidas. El dato, aportado por Miguel Escassi -ingeniero de Telecomunicación sevillano afincado en Nueva York que trabaja para la consultora Oliver Wyman– durante la presentación de la Misión Directa de empresarios andaluces TIC en la sede de Extenda, da muchas alas al optimismo de quien intenta aplicar para entrar en estas incubadoras.

Nicole Glaros mientras presentaba "How to Pitch, Bitch"

Nicole Glaros mientras presentaba “How to Pitch, Bitch”

En una visita reciente a TechStars pude conocer la forma de pensar de Nicole Glaros, directora de la famosa aceleradora. “No olvidéis nunca que os ayudamos mucho porque nuestra misión es ganar dinero con vosotros. En ese sentido no somos nada diferentes a un VC“, afirmaba mientras sostenía un botellín e introducía la charla “How to Pitch, Bitch“. Para Glaros, “el 99% de los presentaciones que he visto en los últimos 10 años eran malas. Las que se salvan caben en los dedos de mi mano”.

Para estar en TechStars hay que ser muy bueno, pero eso no es suficiente. Además, es necesario ser un buen actor, tener actitud para presentar tu empresa ante inversores, saber gesticular y emocionar…. “Cuando hayáis acabado el pitch, el inversor debe estar ansioso por saber más. El objetivo no es obtener dinero, sino una segunda reunión“, explicaba Glaros a los más de 50 asistentes a su charla. En eso coincide plenamente con Charles Kemper (ERA NY), quien me aseguró que “nunca ficharía a alguien que, siendo un genio, es introvertido y está en una esquina esperando a que un inversor le pregunte“.

Imaginad el reto que supone para una empresa extranjera entrar en TechStars o ERA NY. “No tenemos problema con eso. Si nos gusta el equipo, el producto y sus métricas, y la sociedad está creada en Delaware (algo indispensable para que aceptemos a una startup), no hay inconveniente con la procedencia de una startup”, concluye Kemper.

Resumen
Título
Algunas claves sobre las mejores incubadoras de Nueva York
Descripción
Dos de las mejores aceleradoras de Nueva York (TechStars y ERANYC) cuentan a través de sus directores cuáles son las claves para poder convencer a un inversor y aspirar a entrar en sus programas de aceleración en Manhattan. Cada año aplican más de 1.000 para entrar en cada una de ellas.
Autor

Una respuesta a “Algunas claves sobre las mejores aceleradoras de Nueva York”

  1. Ernesto dice:

    No me gusta esa actitud contra los introvertidos, mucho se valora el saber vender que en saber hacer, el reto en las organizaciones y en las startup esta en descubrir el talento oculto de los introvertidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.